viernes, octubre 08, 2004



Comienza a haber cierto olorcillo... 


...a parto!
(no, no tengo ni idea de qué olor tiene un parto. Y me siento orgulloso de ser probablemente uno de los primeros que se lo han preguntado alguna vez...)

Cuando anoche, después de una jornada laboral intensa y divertida, leímos el comentario que la guionista dejó al post anterior, estuvimos unos minutos echándonos las manos a la cabeza. Decíamos "eh, eh, que esto ya está aquí, que esto ya está aquí". Imaginadnos a todos en la redacción con las manos en la cabeza diciendo eso. Qué raro. Parecía el baile del gorila.
Copio lo que nos dijo, la pobre, porque sospecho que con el tiempo desaparecerán los comentarios y no quedarán archivados:

....................................
Joooo tíos. Esta mañana he ido al hospital convencida (convencidísima) de que estaba de parto. He pasado la peor noche que recuerdo, y me gustaría contarlo en un post, pero me encuentro demasiado débil. Por primera vez pienso y quiero que el embarazo acabe. Si como, vomito, no me puedo mover y estoy con los ánimos por los suelos. Como habreis podido imaginar, me han devuleto a casa.
Creo que es porque quería ganar la porra y porque, encima, hoy Rachel (la de Friends) ha tenido a su hija.
¡Y yo todavía aquí!
la_guionista | 07.10.04 - 18:02 | #
.......................................

Pero no, parece ser que no, todavía no. Por lo menos eso dice ella misma: que sigue igual, con alguna contracción irregular de vez en cuando, y que hoy, afortunadamente, sí que ha dormido bien.

Aquí en la redacción tenemos, a pesar de todo, un pálpito: de este puente no salimos sin Álex. La pequeñina está realmente al caer. La guionista (acabamos de hablar con ella) dice que tiene un poquito de susto por lo que se le viene encima, más susto todavía del que ya tenía. Pero acabo de hablar con ella y ahora está contenta, bien, sin problemas. Hemos quedado incluso con ella para tomar algo esta tarde. Ale, ale, buscadnos en una terracita del barrio de Ruzafa.

Desde luego no se puede quejar de que le falten buenos deseos, porque, como ella ya sabe, desde la redacción y desde el blog estamos hacuendo toda la fuerza del mundo para que tenga un parto perfecto, rapidito y fácil. Seguro que sí.

Fritz Mababo


:: :: ::